sábado, 8 de diciembre de 2012

MINI ALBÓNDIGAS CON PASTA Y PISTO

NUESTRAS RECETAS FAMILIARES
Para las mini albóndigas;
400 gr de carne picada (mitad cerdo y mitad ternera)
2 dientes de ajo
1 cucharada de perejil picado
1 rebanada de pan de molde mojada en leche fría
1 huevo
Harina para rebozar
Pimienta negra molida
Una pizca de nuez moscada
1 pastilla de caldo Avecrem
Aceite de oliva

Para el pisto:
1 berenjena
2 calabacines
1 zanahoria
1 pimiento rojo
2 pimientos verdes
1 cebolla
Aceite de girasol para freír
Sal 

Para la salsa de tomate:
1 kg de tomates rojos muy maduros
(o una lata de tomate triturado)
½ vaso de aceite de oliva
1 cebolla
1 pimiento verde
1 diente de ajo
1 cucharada de azúcar moreno
Sal
 
Para la pasta
1 paquete de ñoquis de 400 gr.
1 nuez de mantequilla
25 gr. de queso parmesano
Aceite de oliva
Sal 

Preparación:
En primer lugar prepararemos la masa para las albóndigas: ponemos la carne picada en un recipiente amplio, añadimos el ajo y el perejil finamente picados, la rodaja de pan migada en leche, 1 pastilla de Avecrem desmenuzada, una pizca de nuez moscada, pimienta negra molida al gusto y 1 huevo sin batir, amasamos bien para que se mezclen todos los ingredientes y dejamos reposar en la nevera tapada con papel film, mientras preparamos el pisto.

Para hacer el pisto, pelamos y picamos todas las verduras a taquitos más o menos parejos. Ponemos una sartén al fuego con abundante aceite y comenzamos a freír las verduras por separado y las vamos sacando, escurriendo bien y reservando en una fuente al calor. Entretanto preparamos la salsa de tomate: ponemos a pochar la cebolla y el pimiento cortados en juliana fina en el aceite de oliva junto con el diente de ajo cascado previamente dándole un golpe. Cuando la cebolla empiece a ponerse transparente y a tomar color, añadimos el tomate natural que habremos triturado previamente (o el contenido de la lata), sal y azúcar al gusto y lo dejamos cocer a fuego lento durante unos 40 minutos sin tapar (hasta que empiece a saltar) y moviendo de vez en cuando para que no se nos pegue. Probamos rectificamos de sal y si nos resulta ácido le añadimos más azúcar. Una vez lista la salsa de tomate la extendemos sobre el pisto mezclándolo con cuidado de no romper los trocitos de verduras que deben quedar cubiertos de salsa pero enteros.

Una vez hecho el pisto, sacamos la carne de la nevera y formamos las albóndigas, las pasamos por harina y cuando estén todas, las freímos en aceite bien caliente en la freidora (también se pueden freír en sartén pero en la freidora quedan mejor) escurrimos sobre papel absorbente para eliminar el exceso de grasa y reservamos al calor.

Para los ñoquis, ponemos agua salada abundante a hervir en un cazo de fondo grueso. Cuando comience a burbujear vaciamos el paquete de ñoquis y esperamos que vayan ascendiendo y empiecen a flotar, momento en el que los iremos sacando con mucho cuidado con ayuda de una espumadera y colocando en un colador para que escurran bien. Finalmente los disponemos en una fuente para que se termine de evaporar el agua. A continuación los saltearemos en una sartén antiadherente amplia con tres cucharadas de aceite de oliva y una nuez de mantequilla. Cuando se les haya formada una ligera capa dorada, los sacamos y espolvoreamos con queso rallado.

Servimos las mini albóndigas acompañadas del pisto y los ñoquis bien calientes.

2 comentarios:

  1. Holaa, muy buena pinta eh? yo la hago siguiendo esta receta de tortilla de patatas y la verdad es que tiene su truco jejeje

    ResponderEliminar